"Tampoco imaginaba a mi llegada que una experiencia de unos meses impactaría tanto en mi futuro profesional"

Sara Sanz Castillo

Asociada Sénior

De Brauw Blackstone Westbroek

Ámsterdam

En 2019 Ámsterdam ha sido el mejor hogar posible para mí, y los abogados de De Brauw Blackstone Westbroek, los mejores acompañantes.

Ahora, pasados unos meses desde mi vuelta, miro atrás y recuerdo mi llegada, un 3 de enero en el que hacía tanto frío aquí, en Madrid, como allí, en mi nueva ciudad. Nada me hacía imaginar entonces, envuelta en mil capas, con guantes y bufanda, que disfrutaría de días maravillosos (y no todos ellos con frío y lluvia —grata sorpresa—) en compañía de una gente fantástica. No esperaba entonces, ese 3 de enero, que mis nuevos compañeros se convertirían en amigos con los que compartir trabajo, sí, mucho, pero también paseos por los canales, salidas divertidísimas, algún intento de ir a la playa e incluso unos días de esquí.

Tampoco imaginaba a mi llegada que una experiencia de unos meses impactaría tanto en mi futuro profesional. Supongo que cuando decides dedicarte al derecho procesal penal asumes que “solo puedes trabajar en España”. ¡Qué error! En nueve meses me empapé de una práctica totalmente internacional, las investigaciones internas, y resulta que, desde mi vuelta, prácticamente no he hecho otra cosa que aplicar lo aprendido allí, en De Brauw. En términos profesionales, la experiencia ha sido más provechosa de lo que jamás hubiera imaginado.

Tal vez Ámsterdam no sea el punto más soleado del planeta, y sobrevivir a las bicis exige una motivación extra, para qué engañarnos. Pero esta ciudad tiene la cercanía de su gente, sus preciosas calles y canales, su ritmo pausado y su paz. Si a esto le añadimos la experiencia en una firma internacional de primer nivel, la combinación es perfecta, y así ha sido.

Testimonio de cuando estuve en Ámsterdam (Enero 2019 - Agosto 2019)